mapaNuestra ubicación en  mapas
           

module positions

Iglesia de San Sebastìan de Solano

HISTORIA DE LA PARROQUIA

El nombre de Solano es en gratitud del misionero Fray Vicente Solano, quien la evangelizó el hermoso poblado donde se asienta la parroquia de Solano. La parroquia comprende un territorio que en su vastidad es una llanura semi plana con una temperatura promedio de 20 grados centígrados, posee una altitud de 2160 mts. S. N. M., se ubica en la región Sur Occidental de la Provincia del Cañar, al Sur del Cantón Déleg. Tiene una extensión de 26 Km2, con una población de 1617 habitantes.

La parroquia limita al Norte con el Cantón Déleg, al Sur con la parroquia Llacao, al Este con la parroquia Javier Loyola y al Oeste con la parroquia Octavio Cordero.

En el sector se cultiva maíz, frejol, haba, papa y hortalizas de una manera artesanal; y su ganadería es mínima por falta de pastizales y de agua, hay ganado vacuno, ovino, y caballar. La naturaleza del sector es fuente de un potencial turístico por el clima, hermosos parajes y lagunas. Además, está marcada por una tradicional migración dentro y fuera del país desde hace décadas.

En el sitio ya había habitantes en tiempos precolombinos. Así lo afirma el P. Víctor Vásquez (Álvarez, C., et al (2016). Solano un siglo de historia. Cuenca, Ecuador: Cuenca GRAF):

“Solano fue un importante cacicazgo cañarí cuyo nombre primitivo era Kazu-win (Laguna nevada) … Presencia inca en la región y en el sector llamado Pachamama que está ubicado en el centro de la confederación cañarí” (Álvarez et al, 2016, p.12).

FUNDACIÓN COMO PARROQUIA ECLESIÁSTICA

En 1750 a orillas del Rio Tomebamba, se da el descubrimiento de una imagen de San Sebastián, dicho hallazgo lo realiza el señor Mariano Mendieta, quien con mucha devoción, deposita la imgen en manos de los moradores de Solano. Por el año de 1942 aparecen los promotores de que haya un párroco en Solano y son: el Reverendo Padre Alfonso Carrión Heredia y el señor Luis Ciriaco Mendieta G. entre otros personajes importantes. El Padre Alfonso Carrión llegó a Déleg como Coadjutor y se conmovió de las necesidades espirituales de los pobladores de la parroquia Solano, trabajando poco tiempo en el lugar. El Reverendo Doctor Carrión fue envido a trabajar como párroco en Sibambe y por razones pastorales fue a Naranjito a las aldeas cercanas a visitar enfermos, al tomar el tren de regreso, se encuentra con el señor Luis Mendieta que estaba viajando a Quito para realizar diligencias de cambio de Teniente Político de Solano. El Padre Alfonso Carrión aprovecha este encuentro con dicho señor y decirle que vaya a la Nunciatura a solicitar un párroco para Solano, y que page el valor requerido por la Diócesis para el sustento del párroco.

El señor Luis C. Mendieta se hace acompañar de Senadores y Diputados para ir donde el Señor Nuncio Apostólico e interceder por la parroquia civil de Solano. El Señor Nuncio aceptó la petición del señor Luis Mendieta de que haya Cura Párroco en Solano, con los valores económicos que el señor Obispo había fijado para el sustento del futuro párroco. De regreso a Solano, el señor Luis C. Mendieta se hace acompañar por don Víctor D. Mendieta y otros señores honorables para exponer lo realizado en la Nunciatura al señor Cura Párroco de Déleg, el Doctor J. Antonio Muñoz. La bendición de Dios llegó para Solano en los primeros días del mes de julio de 1944, porque llega el primer párroco, el Reverendo Doctor Alberto León Bravo.

Solano está pasando por momentos importantes entre ellos se destaca el levantamiento planimétrico del Templo parroquial y su seguida reconstrucción del techo. Así, también en la elaboración técnica, administrativa y religiosa de la capilla de Nuestro Señor de Burgos en Borma, para que llegue hacer declarado Santuario Diocesano por nuestro Obispo.

Patrono

SanSebastianSolano

San Sebastìan de Solano

 

Párroco:

Mons. Martin González 

 DNK 9748

 

Iglesia Central Bayandel
Iglesia Central Bayandel
Iglesia de Bayas
Iglesia de Bayas
Iglesia Matriz de Biblián
Iglesia Matriz de Biblián
Iglesia de Borrero
Iglesia de Borrero
Iglesia Catedral de Azogues
Iglesia Catedral de Azogues
Iglesia de Cojitambo
Iglesia de Cojitambo
Iglesia de Déleg
Iglesia de Déleg
Iglesia de Guapán
Iglesia de Guapán
Iglesia de Javier Loyola
Iglesia de Javier Loyola
Iglesia de la Dolorosa
Iglesia de la Dolorosa
Iglesia de Nazón
Iglesia de Nazón
Iglesia de Pindilig
Iglesia de Pindilig
Iglesia de Zhoray
Iglesia de Zhoray
Iglesia de San Marcos
Iglesia de San Marcos
Iglesia de San Miguel
Iglesia de San Miguel
Iglesia de Solano
Iglesia de Solano
Iglesia de Taday
Iglesia de Taday

Próximos Eventos

Capilla Episcopal

  • Misa por los migrantes, todos los miércoles a las 16h30 (4:30 p.m.).

Parroquia La Catedral de Azogues

  • Todos los días desde las 7h00 a 19h00 Exposiciíon y Adoración al Santísimo Sacramento en su capilla.
  • Rosario de la Aurora el primer sábado de cada mes, por las calles de la ciudad: 5h00 (5:00 a.m.) y a continuación la Santa Misa. 
  • Misa por el Rvdo. Padre Armando Fajardo, el primer martes de cada mes a las 15h00 (3:00 p.m.).
  • Misa del jueves Eucarístico y Sacerdotal a partir de las 11h00 (11:00 a.m.).
  • Misas del Niño Manuelito: el segundo domingo de cada mes a las 11h00 (11:00 a.m.); y todos los lunes a las 19h00 (7:00 p.m.).
  • Misa del Movimiento Juan XXIII, los miercoles a las 19h00 (7:00 p.m.).
  • Misa del Movimiento Carismático Católico, los jueves a las 19h00 (7:00 pm).
  • De martes a sábado los sacerdotes de la parroquia atienden a los fieles en el sacramento de la confesión en la mañana y en la tarde. 

Nos puedes seguir en 

www.radiocatedralazogues.com

Catecismo

CATESISMO87

Santo del día

junio18

Acceso de Usuarios

descarga nuestra app

o de click Aquí

  Rvdo. P. Edgar Fajardo 

Párroco de "San Pedro de Chorocopte" - Cañar

 

 

 

 

XI DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO

Ciclo C - 16 de Junio del 2019 - N.70

 

Siempre, pero especialmente en esta fiesta de la Santísima Trinidad, toda la liturgia está orientada al misterio trinitario, manantial de vida para todo creyente. "Gloria al Padre, gloria al Hijo y gloria al Espíritu Santo": cada vez que proclamamos estas palabras, síntesis de nuestra fe, adoramos al único y verdadero Dios en tres Personas. Contemplamos con estupor este misterio que nos envuelve totalmente. Misterio de amor; misterio de santidad inefable. Este domingo la liturgia propone a nuestra consideración el misterio de la Santísima Trinidad. Aunque el tema nos puede sonar difícil y distante, tenemos que reconocer que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo nos acompañan a lo largo de nuestra vida; empezamos y terminamos las actividades diarias “en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo”; los invocamos cuando vamos a emprender un viaje y cuando tenemos que enfrentar una dificultad. Nuestra vida como cristianos está marcada por esta invocación. Igualmente, la Trinidad es la esencia de la vida sacramental, pues pronunciamos su nombre al derramar el agua bautismal, también cuando somos “confirmados” y en la eucaristía, está presente en la administración de todos los sacramentos.

¿Qué queremos significar cuando usamos la expresión “Santísima Trinidad”? Queremos decir que en la unidad de Dios hay tres Personas: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo; de esta manera podemos afirmar que el Padre es Dios, el Hijo es Dios, y el Espíritu Santo es Dios; sin embargo, no hay tres Dioses sino uno solo aunque nuestra mente humana no pueda agotar todo el misterio. En los escritos sobre la Santísima Trinidad se suele repetir una anécdota que se atribuye a San Agustín. Cuenta esta tradición que Agustín pasaba largas horas junto al mar y allí reflexionaba sobre los misterios de nuestra fe. Un día vio que un niño había hecho un hueco en la arena y trataba de recoger en él el agua del mar. Agustín sintió curiosidad y le preguntó qué hacía. El niño le dijo que quería pasar toda el agua del mar a ese agujero. Ante semejante explicación, Agustín sonrió y dijo que era imposible. El niño le respondió que era más fácil lograr ese objetivo que tratar de comprender el misterio de Dios, que era el intento de Agustín.

Al concluir esta meditación en la fiesta de la Santísima Trinidad, acerquémonos confiadamente a Dios ya que hemos sido creados a imagen de Dios, asumamos la tarea de hacer presente en la sociedad la unidad y la comunidad; que el Dios Trinitario sea una inspiración para nuestro actuar.

María, Templo y Sagrario de la Santísima Trinidad, que fuiste coronada y exaltada en el cielo por las tres divinas personas, sostennos en el servicio a Dios y a nuestros hermanos.